De ESPAÑA sobre POLONIA

“Nada mas llegar a Poznan, Polonia,algunas de las primeras experiencias relacionadas con diferencias culturales fueron la puntualidad absoluta a la hora de iniciar las reuniones, la imposibilidad de recibir respuestas al realizar preguntas abiertas y los horarios a la hora de comer a las 12 y cenar a las 5, lo que supuso no comer nada en muchas ocasiones.”